La dieta definitiva para eliminar la celulitis

Publicado en por Joel Vello Landin

La celulitis no es más que la acumulación indeseada de grasa y liquido en ciertas partes del organismo, estas grasas o líquido, una vez acumulados, son realmente muy difíciles de eliminar, por lo que es importante evitarlas antes de que aparezcan.

Una dieta para combatir la celulitis

Una de las más acertadas maneras de cómo combatir la celulitis es mediante un estilo de vida saludables que incluya una alimentación equilibrada y balanceada, así como la práctica de deportes sistemáticamente.

Como se ha dicho, eliminar celulitis es una tarea muy compleja en la medida que se haya dejado pasar el tiempo y las características individuales de cada persona.

De forma general una dieta recomendada para eliminar la celulitis se muestra a continuación:

Como elemento básico se tendrá en cuenta que sea una dieta de desintoxicación y se realizara básicamente dos veces por semana. Esta no es una terapia absoluta, pero sí bastante efectiva en el tratamiento de la celulitis.

Se trata de una dieta purificadora, ya que la celulitis afecta principalmente a mujeres sobrepeso.

Los días de la dieta podrían ser: miércoles y domingo.

1. Beber en todo el día 1 ½ litro de agua mineral, alejado 30 min de las comidas.

2. En ayunas beber un vaso de zumo de toronja o lima.

3. En el desayuno: té u otra infusión, 1 yogurt natural y 1 cucharita de germen de trigo.

4. Almuerzo: 1 vaso de zumo de manzana verde y/o zanahoria. Ensalada mixta (pepino, tomate y lechuga) y Soufflé de calabaza con huevo.

5. Merienda: 1 zumo de toronja.

6. Cena: filete de pescado cocinado a la plancha durante 10 minutos, envuelto en aluminio.

7. Merienda final (antes de dormir): 1 vaso de zumo de toronja.

Algunos consejos generales

Algunos consejos a tener en cuenta para mantener una posibilidad mínima de padecer de celulitis pueden ser:

· Ingerir solo una porción pequeña de cafeína al día, ya sea a través de coca cola, café o té.

· En cuanto al alcohol es recomendado ingerirlo en escasas medidas, una cerveza o una copa de vino al día como mucho, ya que el alcohol ayuda a la acumulación de la grasa en el organismo.

· Mantener dietas bajas en grasas del tipo saturadas, las cuales están presentes en embutidos, pollo, lácteos, carne de res, etc. Es preferible lácteos descremados, pollo sin piel y carne magra.

· La fibra dietética es importante en el organismo, incluirla responsablemente en la dieta ayudará favorablemente.

· Consumir dietas bajas en azúcares y harinas refinadas, se recomiendan los edulcorantes, y pastas integrales.

· Evitar los alimentos procesados ya que contiene elevados niveles de colorantes, persevantes y saborizantes.

dieta

Etiquetado en Nutrición y Dieta

Para estar informado de los últimos artículos, suscríbase:

Comentar este post